Asperger - Autismo

Para el actual sistema de clasificación DSM V no existen criterios consistentes  a nivel genético, y /o neurológico para hacer una diferenciación entre Trastorno autista y Síndrome de Asperger y otros trastornos como el trastorno desintegrativo de la niñez y el trastorno del desarrollo no especificado , las características que diferencian estos estan mas orientadas a aspectos  intelectuales, del lenguaje y otros  síntomas a veces ajenos a la misma condición; por lo tanto se habla de niveles de apoyo de los TEA dependiendo  el compromiso presentado en  la misma.

Sin embargo la discusión de la diferenciación entre el Autismo clásico y el Asperger queda abierta y  aún genera controversias, en el pasado manual DSM IV y el CIE 10 de la Organización Mundial de la Salud (OMS)  se planteaban criterios distintivos basados  en la aparición de los síntomas, la funcionalidad,  la intencionalidad entre otros. A pesar de lo anterior siempre es importante realizar una evaluación a fondo de las capacidades de la persona para recomendar una intervención que desarrolle su potencial.